29 January 2008

Wait for the Cinnabon

Hay días que apestan. Días en los que literalmente desde que te levantas sabes que es un día apestoso. Te levantas a regañadientes, de malas, con un ojo sellado herméticamente con lagañas que no puedes abrir hasta que te metes abajo del chorro de agua de la regadera que para variar Murphy hace se ponga helada justo cuando te estás poniendo cómodo.

Y hay veces que esos días se coluden y forman un Eje del Mal y se forman, uno tras otro, por a veces meses. A veces un año.

Y luego ya finalmente crees que despiertas y como Bill Murray en Groundhog Day te das cuenta que ¡el ciclo se ha roto! y danzas y bailas en las calles y los transeúntes se te unen y hasta de la nada a todos les sale la misma coreografía bonita y sincronizada y vuelan coches como cañonazos de la obertura de 1812 al compás de la música y zurcan el cielo jets en los momentos clímax y el vagabundo viejito se echa un solo soprano/barítono y los perros que se estaban humpeando ladran con ritmo, los graffiti en las paredes empiezan a ser de las letras de la canción mientras que en una tienda de televisiones que sólo existen en las películas todas las teles muestran a alguien cantando junto a ti y todos se divierten de lo lindo.

Y entonces se acaba la luna de miel, y los días comienzan a acercarse a los apestosos. Tal vez todavía no te levantas con el ojo herméticamente sellado, no, pero si con la pierna dormida de tal forma que no sabes que está dormida hasta que te paras y se dobla mal y vas al suelo donde te pegas en el hocico con las mancuernas que no has usado en 3 meses.

estupidas mancuernas.

Supongo cada día apestoso te acerca más a.. que se acabe el día apestoso. Y eso es cierto de todos los días apestosos, porque por más apestosos que sean los apestosos días apestosos, el apestoso apeste es transitorio. Tal vez si no eres muy suertudo o... hábil... el apestoso apeste es más común que los no apestosos días, pero aún en esos casos eventualmente vendrá mínimo un día no apestoso, y eso significa que la apestada cadena apestosa se rompió, finalmente. Aunque sea por un día. Y esa, mis apestosos (ok, ya) lectores, es el secreto. Always look forward to something.

Y tal vez, chance en un día no tan lejano, un par de par de meses incluso, la cadena puede dejar de ser apestosa, y de hecho oler bien. Oler a cinnabon, que todos sabemos es el mejor olor del mundo. Y va a oler tanto mejor, simplemente porque tienes la experiencia del apeste para apreciarlo.













apeste

11 comments:

Sandra said...

the honey moon should never end.

jamon said...

el del aeropuerto y/o el de puebla junto a cinemark.....

lucia said...

cada vez que posteas algo nuevo me dan mas y mas ganas de manejar las 2 horas a queretaro nomas para conocerte.

te llego mi mail?

Damián de Victoria said...

Tu texto me ha regalado esperanza.

Quito mi sien del cañon del revolver y lo regreso al armario por un día más.

Saludos.

Lore said...

ja! Google me trajo hasta aquí, señor Calleja.

no. ma. mes. Lo cagado, neta, hay ciertos textos que literalmente me hicieron echar la carcajada aunque estuviera en el pinche tec esperando a mi equipo de etica (como dices, estupidas clases de relleno).

Ese del estacionamiento del tec... so fucking true!

Looking forward to reading the rest. :)

oye, me puedes dar ride pero de REGRESO el viernes?

Lore

Lodi said...

Oí que el olor a canela es afrodisíaco.

jessie said...

ja! Groundhog Day! pense que nadie mas en todo MEXICO habia visto ese filme.

es de huevos, no??

chido tu blog, me caiste bien.

Maria() said...

yo oí que este blog es afrodisíaco...

cómo haces Calleja?? tus fans están aumentando exponencialmente

Japi said...

Tambien el Autor de metatron's lounge tuvo un muy mal día.

Será que hay una nuve negra sobre la blogósfera?

ElMulder said...

Este post apesta

ElMulder said...

Y los que escriben "nuve" en lugar de "nube" apestan.